Hablamos de tu salud

La mirada del experto

¿Qué es una prueba de esfuerzo y para qué sirve?

Noviembre 22, 2016

Realizar algún tipo de actividad física, una dieta adecuada y tener buenos hábitos es vital para mantenernos saludables, pero ¿te has preocupado por saber si tu corazón puede seguir el ritmo que le marcas mientras realizas tu deporte favorito?

Los especialistas en cardiología y medicina deportiva aconsejan realizar una valoración cardiológica que incluya prueba de esfuerzo y ecocardiograma.

El protocolo descrito se recomienda en aquellas personas que practican, o desean practicar, actividad física intensa regular y, en especial, cuando ésta conlleva la realización de un ejercicio extenuante (p. ej.: carrera de maratón).

El objetivo del chequeo en esta población es la detección de anomalías cardiacas subyacentes que puedan derivar potencialmente en complicaciones agudas durante la práctica del deporte, y halla su justificación en la incidencia creciente de eventos cardiacos fatales relacionados con el ejercicio.

El ecocardiograma es una técnica básica que aporta información sobre la forma, tamaño, función, fuerza del corazón, movimiento, grosor de las paredes y el funcionamiento de sus válvulas y que contribuye a evitar la muerte súbita en deportistas, ya que detecta alteraciones cardíacas que pueden ser pasadas por alto en la revisión física y el electrocardiograma.

Tipos de pruebas de esfuerzo

  • Prueba de esfuerzo básica: Consiste en la valoración de la respuesta del organismo durante el ejercicio mientras el deportista corre en una cinta o pedalea en una bicicleta estática.

  • Prueba de esfuerzo con gases: Es una prueba de esfuerzo convencional en la que introducimos sistemas de medida de intercambio de gases respiratorios y la ventilación pulmonar. Nos permite evaluar la respuesta del sistema de transporte de oxígeno y del metabolismo energético. En definitiva, este tipo de prueba nos permite medir de forma objetiva la capacidad funcional del individuo.

  • Prueba de esfuerzo con gases y lactatos: La medición de los niveles de ácido láctico (lactatos) durante una prueba de esfuerzo, nos permite conocer su concentración en la sangre, proporcionándonos información sobre el metabolismo energético en diferentes cargas de trabajo. Con esta prueba podemos conocer la potencia anaeróbica del deportista, necesaria para determinar las cargas de entrenamiento.

Comentarios